Login to your account

Username *
Password *
Remember Me

Create an account

Fields marked with an asterisk (*) are required.
Name *
Username *
Password *
Verify password *
Email *
Verify email *
Captcha *
Reload Captcha

Duterte considera inútiles a los obispos católicos y anima a matarlos

By Agencia December 06, 2018 65 0

El enfrentamiento del presidente de Filipinas con la Iglesia comenzó en 2017 cuando los prelados criticaron la sangrienta guerra del Gobierno contra las drogas

El presidente de Filipinas, un país en el que el 85% de la población se declara católica, declaró sin pudor que los obispos son unos "inútiles" y animó a matarlos a todos.

Rodrigo Duterte, que dirige con mano de hierro el país asiático desde 2016, declaró: "Esos bastardos no sirven para nada. Lo único que hacen es criticar". La Conferencia de Obispos Católicos de Filipinas no ha querido entrar al trapo y se ha negado a responder a Duterte: "No queremos añadir más leña al fuego.

Cualquier comentario solo exageraría el asunto", ha indicado este jueves un portavoz de la conferencia episcopal, Jerome Seciliano. La poderosa Iglesia católica de Filipinas se posicionó contra las medidas de Duterte en su guerra contra las drogas el año pasado.

De los 100 millones de habitantes, alrededor de 1,8 millones de filipinos toman drogas, según cifras oficiales. En verano de 2016, Duterte emprendió la Operación Tokhang, una iniciativa para reinsertar a los drogadictos del país que derivó en una estrategia de ejecuciones extrajudiciales de adictos y narcotraficantes. La cifra de muertos superaba en julio de 2017 los 9.400. La jerarquía eclesiástica llegó a calificar la situación del país como "un reino del terror".

Duterte, de 71 años, no se tomó bien la crítica de los obispos, a los que entonces calificó como "hijos de puta". En su último ataque, el presidente de Filipinas ha llegado a decir que Iglesia católica es la institución 'más hipócrita del mundo' y que "el 90 % de sus sacerdotes son gais".

El portavoz del Gobierno, Salvador Panelo, defiende que las palabras de Duterte no hay que entenderlas como algo literal, sino que empleó la 'hipérbole' para lograr un 'efecto más dramático' en sus comentarios. El pasado mes de junio, Duterte enfadó a los fieles filipinos al llamar "estúpido" a Dios. Poco después, inició un diálogo con la jerarquía católica del país y pactaron una tregua en el cruce de acusaciones. Una moratoria que ha durado poco. 

Rate this item
(0 votes)

Tweets

Pedirán medida de coerción contra El Chupao, implicado en el robo de RD$2 millones 200 mil en Las Matas https://t.co/JAF4O0axKO
CNM anuncia a Domingo Antonio Gil, Alba Bear Marcos, José Alejandro Ayuso y Miguel Valera nuevos jueces del TC https://t.co/mbCs6yzVYH
Más equipos se interesan por servicios del lanzador Corey Kluber de Indios https://t.co/3Cm7wgMw1H
Yankees de NY no pagarían US$300 millones por Manny Machado https://t.co/GvFrxTZjtC
Reales a punto de firmar patrullero Billy Hamilton https://t.co/ampzWd1SKa
Follow armario libre on Twitter

Galeria

Siguen limitadas las lluvias en gran parte de RD, circulación anticiclónica impiden formación de nubes

Pedirán medida de coerción contra El Chupao, implicado en el robo de RD$2 millones 200 mil en Las Matas

CNM anuncia a Domingo Antonio Gil, Alba Bear Marcos, José Alejandro Ayuso y Miguel Valera nuevos jueces del TC

Más equipos se interesan por servicios del lanzador Corey Kluber  de Indios

Yankees de NY no pagarían US$300 millones por Manny Machado

Reales a punto de firmar patrullero Billy Hamilton

La revista deportiva Baseball America selecciona a Vladimir Guerrero Jr. Mejor Prospecto Ligas Menores

Imponen tres meses de prisión preventiva sargento mayor PN que propinó seis tiros a exmujer

Domínguez Brito califica de error grave inclinación por el autoritarismo ante fracaso del orden y seguridad en democracia

Reportan que proyecto de energía eólica Matafongo comenzará operación en febrero 2019

López Obrador reprocha a jueces por entender la nueva realidad de México

© 2017 Armario Libre All Rights Reserved. Designed By Kendry Rosario