Print this page

Pese a estabilidad económica en RD, insaseables piden cabeza presidente Medina

By Armario Libre April 16, 2019 177 0

La República Dominicana, en sentido general, luce en un momento privilegiado si la compramos con otras naciones de la región que han visto derrumbadas sus economías y su estabilidad social. 

Sin embargo, son frecuentes las denuncias en todos los sentidos, las inconformidades de la población contra el Gobierno y las exigencias hasta de que el presidente Danilo Medina abandone el poder.

A veces, se podría interpretar que en el país se busca una revuelta, sin saber las funestas consecuencias que podría acarrear.

La paz de una nación no tiene precios, pero hay sectores que prefieren una guerra campal, una desestabilización social, simplemente, para tratar de instaurar un sistema diferente al actual, que sería catastrófico.

No tiene precio que más de diez millones de dominicanos, a pesar de los problemas de energía eléctrica, delincuencia, inseguridad, actos de corrupción, y otros, vivan en paz, aunque sea meridiana.

Compartimos las protestas, las exigencias y hasta los sometimientos a los tribunales de los presuntos actos de corrupción de funcionarios gubernamentales, pero de ahí a desestabilización y a oponerse a todo, no lo compartimos.

Exigimos la solución a los problemas que tienen años esperando una respuesta de las autoridades, pero desestabilizar al Estado, jamás.

Hay quienes apuestan al fracaso de los funcionarios y el Gobierno. Hay quienes aplauden que fracase el Presidente, el senador, el diputado, el alcalde, el regidor y hasta el empresario que es su competencia, como si con el desplome de ellos, se resolverían los problemas del país.

Es todo lo contrario, si apostados al fracaso de la administración de un gobernador, un administrar o un director, en vez de desarrollo de nuestros pueblos, lo que conseguimos es más pobreza, porque los más afectados, no serían los ricos, sino los pobres, los que menos tienen.

¿A quién le gustaría verse en el espejo de Haití o Venezuela? Nos imaginamos que a nadie, o por lo menos, muy poca gente.

Es posible que hay quienes apostarían a una debacle de República Dominicana para ver en sus egos personales una satisfacción, aunque más de cinco o seis millones de personas, se los lleve el mismo infierno.

Los dominicanos todos, debemos trabajar por el desarrollo del país, independientemente de quien gobierne, porque a la postre, la paz o la intranquilidad y desasosiego, nos afecta a todos.

Trabajemos unidos, sin oponernos a todo, y si algo nos moleta de las actuales autoridades gubernamentales, congresuales o municipales, el próximo año tenemos la gran oportunidad para hacer los cambios que consideremos necesarios.

Si trabajamos juntos, mañana tendremos una República Dominicana más fuerte, con una economía robusta y una democracia envidiable.

Que viva la República Dominicana, que viva la región Sur y que viva Barahona!!!

 

Rate this item
(0 votes)
Last modified on Monday, 22 April 2019 12:05