El Gobierno flexibiliza medidas con corredores comerciales provisionales hacia Haití, pero actúa con drasticidad contra pueblo haitiano con 7 medidas Consejo Nacional de Seguridad

Santo Domingo.- El Gobierno dominicano informó que habilitará corredores comerciales provisionales con Haití, pero con estrictas medidas de control militar y registro biométrico obligatorio en las provincias de Dajabón, Elías Piña, Independencia y Pedernales.

La información podría interpretarse que los haitianos, le han torcido el pulso al gobierno dominicano, porque han hecho lo que han querido, y no han hecho caso a las advertencias del presidente Luis Abinader ni al cierre de la frontera por aire, mar y tierra, por un poco más de 15 días.

La idea de las autoridades nacionales es “facilitar el comercio de productos esenciales dominicanos como alimentos y medicinas, especialmente para los infantes”.

La Presidencia de la República informó que el Consejo Nacional de Seguridad tomó siete medidas para reforzar el cierre de la frontera con Haití.

Inicialmente el Gobierno dominicano había informado “de la reapertura” de la frontera con Haití y que entraría en funcionamiento el viernes a las 6:00 de la mañana, pero luego, autoridades explicaron que se había tratado de un error de comunicación y que no habrá tal reapertura y el comienzo de las medidas desde el miércoles.

Las siete medidas tomadas por el Consejo Nacional de Seguridad, son que a través del Bandex “activaremos un fondo para financiar un amplio programa de mecanización agrícola para reducir la contratación de trabajadores inmigrantes indocumentados”.

Además, reforzarán la militarización de la frontera para hacer más difícil el acceso al territorio dominicano a los pandilleros que huyan de la fuerza multinacional.

“Mantendremos el cierre migratorio de la frontera, de manera indefinida, para impedir el tránsito de personas desde territorio haitiano, y extenderemos indefinidamente la suspensión de la entrega de visas a ciudadanos haitianos”, informó el Gobierno al anunciar las medidas.

También, “prohibiremos la exportación de productos electrónicos, cemento, varillas y otros materiales de construcción para evitar que se construyan estructuras que amenacen nuestros activos medioambientales”.

“Habilitaremos corredores comerciales provisionales con estrictas medidas de control militar y registro biométrico obligatorio, en las provincias de Dajabón, Elías Piña, Independencia y Pedernales para facilitar el comercio de productos esenciales dominicanos como alimentos y medicinas, especialmente para los infantes”, informó el documento, en su séptima disposición.

La séptima y última medida, consiste en “instruir a la Consultoría Jurídica del Poder Ejecutivo, la redacción urgente del reglamento operativo de la Ley 216-11 sobre mercados fronterizos, para garantizar elevados niveles de seguridad”.

Las medidas comenzarán a ser aplicadas desde el miércoles 11 de octubre a las seis de la mañana, informó el Gobierno.

“Estas medidas continuarán siendo la nueva normalidad en la frontera hasta que logremos un retorno de la gobernabilidad en Haití. Nuestra prioridad seguirá siendo la defensa del interés nacional y la seguridad de nuestros ciudadanos”, establece el documento enviado a la redacción de www.armariolibre.com.do, que recuerda lo manifestado por el presidente Abinader, de que “la frontera no puede ser y no será la misma”.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más Aceptar Leer más

Privacidad & Cookies Politica