El infielder de los Miami Marlins, Luis Arráez, batea 750 en Juegos de Estrella al irse de 2-2 en edición 93 celebrada en Seattle

SEATTLE – Luis Arráez llegó a la pausa del Juego de Estrellas bateando .383, y en la mira de todos en su búsqueda de ser el primer jugador calificado de Grandes Ligas en terminar una temporada con promedio de .400 o mejor desde que Ted Williams logró .406 en 1941.

No se sabe si el infielder venezolano de los Marlins lo hará, pero lo que sí se sabe es que el oriundo de San Felipe ha sabido brillar con el madero en Clásicos de Media Temporada. Después de batear de 2-1 en su primer Juego de Estrellas el año pasado en Los Ángeles, Arráez estuvo de 2-2 el martes en la 93 edición del evento el martes en Seattle, con una carrera empujada.

Ahora, Arráez batea de 4-3 en Juegos de Estrellas, para promedio de .750. El martes, el intermedista conectó un sencillo por el medio del terreno en la segunda entrada frente al derecho de los Rangers, Nathan Eovaldi. En el cuarto episodio, Arráez volvió a hacerse sentir, impulsando la primera vuelta de la Liga Nacional con otro sencillo, esta vez al bosque derecho frente al diestro de los Marineros, George Kirby.

Curiosamente, Arráez batea de apenas 36-7 (.194) de por vida en el T-Mobile Park, sede del Juego de Estrellas del 2023.

“Éste es un buen estadio, sobre todo con los fans llegando a apoyarnos”, dijo Arráez al hablar de sus experiencias aquí. “Quiero darle las gracias a Dios por esto. Lo he disfrutado mucho”.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más Aceptar Leer más

Privacidad & Cookies Politica