¿Quién o quienes desde lo más alto del Gobierno apuestan a la destrucción de Barahona como polo turístico?

Lo acontecido en Barahona el pasado sábado, entre la tarde y la noche, debe y tiene que ser investigado para determinar cuáles son los objetivos y de donde vienen, aunque los acontecimientos, desde casi dos años, son destruir a la Perla del Sur, Novia del Caribe y Capital de la Belleza como polo turístico.

Barahona, por sí sola, es un gran atractivo turístico, y sin promociones, todos los fines de semana, desde el viernes hasta el domingo, los hoteles no dan abasto, donde sus playas y sus emblemáticos ríos, San Rafael y Los Patos, siempre están repletos, lo que al parecer continúa molestando a ciertos “grupitos” que han apostado a la destrucción de su turismo, ahora con el respaldo total y absoluto del Gobierno.

Barahona tiene establecimientos emblemáticos, que desde su inauguración, hace décadas, han estado haciendo lo mismo, ejemplo: Hielo Everts o La Fábrica, como usted quiera llamarle.

Se ha convertido en un lugar obligado para el que va a Barahona a vacacionar, porque antes de salir hacia la costa, sea un balneario o la provincia de Pedernales, se abastece de hielo, botellitas de agua, picaderas, cervezas y hasta otros tipos de alcohol, ya sea ron, whisky o vino.

El lugar, además, es un desahogo de personas adultas, hombres y mujeres, que acuden en horas del día a tomarse su par de cervezas, para botar el calor de la casa, y ya a las siete de la noche, muchos, están en sus hogares. Al parecer, eso también molesta.

El Gobierno, al parecer, prefiere que todo el mundo esté en sus casas, aguantando calor, sin energía eléctrica, en vez de buscar una sana diversión, luego de una semana laboral.

Ir a Barahona, un equipo de la Policía Nacional, acompañando fiscales del Ministerio de Medio Ambiente y el Ministerio de Interior y Policía, a recoger “bocinitas” de establecimientos comerciales, directamente desde Santo Domingo, sin las autoridades provinciales tener conocimiento, eso no es un objetivo fortuito, es un plan diseñado para destruir a la capital de las cuatro provincias de la región Enriquillo.

Pero ir a Barahona, a maltratar a sus funcionarios, ignorarlos, amenazarlos, amedrentarlos, humillarlos y desobedecerlos, a pesar de ser inferiores en rangos, esa orden tuvo que haber salido de alguien muy poderoso.

A las cuatro de la tarde, todavía quienes visitan a Barahona están en las costas, pero el barahonero, comienza a salir a “buscar aire” al malecón o a un lugar donde pueda encontrar una cerveza “bien fría”, y ese lugar es Hielo Everts, por lo que el objetivo, desde que el equipo salió de Santo Domingo, fue ese lugar, y como allante, recogieron las bocinas de Vi-Street, que le queda al frente y aún no estaban encendidas, además de otros negocios.

Y lo que sucedió en Hielo Everts da miedo, causa impotencia, desesperación tumba los ánimos y provoca rabia. Ir a un establecimiento lleno de parroquianos, lanzar bombas lacrimógenas, tiros y hasta apresar gente, no son cosas de estos tiempos.

Deivi, a quién le interesa tu negocio?

El regidor conocido como Pasiori, del oficial Partido Revolucionario Moderno (PRM) y el comunicador Enmanuel Escalante, fueron los grandes perjudicados, porque el primero, según los informes fue hasta abofeteado por los policías y el comunicador, fue arrastrado en la dirección regional Sur de la Policía, donde permaneció un gran tiempo en el pavimento, y a los agentes no les importaban que los estaban grabando.

¿Ahora, porque decimos que quien o quienes están detrás de esto apuestan a la destrucción del turismo de Barahona?

Sencillo. Porque en este Gobierno no se ha tomado una sola medida que vaya a favor del desarrollo de Barahona como polo turístico.

-El Gobierno, vendió la idea que el muelle de Barahona sería entregado a la Belfont para el desarrollo turístico, donde llegarían cruceros, y resultó todo mentira, porque la empresa de capital extranjero y nacional, que invirtió más de US$38 millones, la tiene igual de arrabalizada.

-El aeropuerto María Montez, según lo que se ha informado, sería convertido en un taller de aviones, aunque surgen tan pocas informaciones que nadie sabe en verdad, lo que sucederá al final.

-El hotel Guarocuya, con 74 habitaciones operando a toda capacidad de manera normal, se pretende “regalar” para convertirlo en un hospital del cáncer.

Estas son solo tres medidas tomadas desde las más altas esferas del Gobierno central, todas para destruir a Barahona, y ¿cuáles otras van a llegar?

Barahona no le importa al Gobierno para nada, su objetivo es Pedernales, pero al parecer, en esta provincia y el desarrollo turístico, tampoco se hará nada o muy poco.

El barahonero debe abrir los ojos y luchar todos en una misma dirección, porque desde el Gobierno, en los casi dos años de gestión, la provincia ha retrocedido 30 años.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más Aceptar Leer más

Privacidad & Cookies Politica