La sala de la SCJ emite criterio jurisprudencial sobre características de medidas de coerción revestidas de provisionalidad que pueden variar o cesar si circunstancias se modifican

Santo Domingo.- La sala penal de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) emitió el criterio jurisprudencial sobre las características de las medidas de coerción, las que están revestidas de provisionalidad.

Explicó que las medidas de coerción implican que serán utilizadas para cumplir un objetivo particular, y que deben variar o cesar cuando las circunstancias se modifiquen, o cuando el fin que busca deje de cumplirse.  

 Mediante la sentencia número SCJ-SS-23-0347, del 31 de marzo de 2023, los jueces de la sala penal consideraron que la variabilidad de estas medidas supone que se debe tomar en consideración el grado de peligro que existe y el riesgo que corre el proceso, por lo que se aplican para asegurar que el encartado esté presente en las fases subsiguientes del mismo. 

“Esta II sala de la Suprema Corte de Justicia comprueba que, la solicitud de pronunciamiento de extinción del proceso por haber transcurrido el plazo máximo de duración del mismo, planteada por el imputado José Iván Betances Perdomo, no puede ser pronunciada conforme se ha explicado y se verifica en las piezas del expediente”, establece la decisión. 

Los jueces de la sala Penal de la SCJ procedieron a casar íntegramente la sentencia número 125-2020-SSEN-00046, dictada por la Cámara Penal de la Corte de Apelación del Departamento Judicial de San Francisco de Macorís y ordena el envío del proceso a la misma jurisdicción, para que, con una composición diferente, conozca del recurso de apelación. 

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más Aceptar Leer más

Privacidad & Cookies Politica